La crisis de los repuestos golpea a los talleres mecánicos


En la actualidad, reparar un vehículo se ha convertido en un dolor de cabeza, tanto para los dueños como para los mecánicos, ya que el alto costo de los repuestos y la mano de obra se han unido para afectar el negocio de las reparaciones.

Al respecto, Wilfredo Fernández indicó que conseguir un repuesto y comprarlo se ha convertido en toda una travesía y por esa razón ha optado solo por cobrar la mano de obra; “con algunos clientes de confianza nosotros les ofrecemos los repuestos, pero en la mayoría de los casos ellos deben traerlo para de esta forma evitar problemas en cuanto al monto”.

Asimismo, mencionó que una limpieza de inyector puede costar hasta 480 mil bolívares, dependiendo del vehículo, mientras que hacerle el motor a un carro tiene un valor de 12 millones de bolívares, “y de igual forma depende de la marca y el año del mismo”, explicó.

Por su parte, Delgado Bitilian manifestó que los clientes han disminuido debido a los altos costos, “ya no tenemos la misma cantidad de clientela que antes, muchas veces no se gana mucha cantidad de dinero mensual y ahora debemos esperar que los clientes compren los repuestos, ya que lastimosamente no podemos prestarles ese servicio por los altos costos”.

Finalmente, se pudo conocer que los clientes en los talleres mecánicos han disminuido en aproximadamente un 80%, ya que la mano de obra mínima puede costar hasta 500 mil bolívares y los motores de los carros más de 60 millones de bolívares.

Fuente
El Siglo