¿Qué pasó con las protestas en la capital de Guárico?

Cortesía / El Pitazo
San Juan de los Morros.- “Se enfriaron las calles” es una recurrente frase que se escucha hoy, con lamento, entre habitantes de la capital de Guárico, donde desde hace un mes desaparecieron las movilizaciones de protesta contra el gobierno del presidente, Nicolás Maduro, a quien se le atribuye la crisis económica en el país.

Exactamente las últimas acciones de protestas promovidas por la dirigencia regional de la Mesa de la Unidad Democrática (MUD) en San Juan de los Morros ocurrieron el 24 y 25 de mayo, días en que la policía regional (PoliGuárico) detuvo a 37 personas, algunos manifestantes y otros ajenos a las protestas, los cuales fueron liberados seis días después, bajo fianza, con cuatro fiadores por cada aprehendido y una medida de presentación cada 45 días. El gobernador de Guárico, Ramón Rodríguez Chacín, cuestionado por su falta de gobernabilidad, calificó a los protestantes como “terroristas” a través de medios del estado.

¿Negociación?

De acuerdo con una fuente cercana a la MUD Guárico, luego de las referidas detenciones de los 37 manifestantes se produjo una reunión encubierta entre el jefe de seguridad ciudadana del estado y director de PoliGuárico, Juan Delgado Gaspar, y dirigentes regionales de algunos partidos políticos de oposición. Aunque no se revelaron mayores detalles a El Pitazo, según la información suministrada por la fuente, este encuentro trajo como consecuencia el cese de las protestas en San Juan de los Morros.

No obstante, el dirigente de Primero Justicia en el municipio Roscio, Anderson Tovar, aseguró que desde la Unidad Democrática se vienen realizando diversas actividades para retomar la calle ante lo que calificó como un adormecimiento de las protestas en el estado debido al terror psicológico ocasionado por la represión y detenciones de PoliGuárico en las manifestaciones.

A pesar de resaltar y manifestar el apoyo a las movilizaciones de calle convocadas por los líderes de oposición en la capital del país, hoy la realidad en el estado Guárico no es cónsona con los discursos de algunos dirigentes políticos de la región en ruedas de prensa locales, quienes insisten en que es necesario protestar pacíficamente contra la Constituyente, pero parecen no tener el suficiente poder de convocatoria.

Durante las últimas semanas, distintos gremios (educadores, médicos, enfermeros, ingenieros, abogados y otros) de la entidad llanera conformaron el Frente en Defensa de la Constitución y se pronunciaron en contra de la convocatoria a la Asamblea Nacional Constituyente. Los mismos gremios hicieron un llamado a la calle, pero este no contó con el respaldo de la ciudadanía ni de los mismos agremiados.

Texto: Pedro Izzo / Cortesía de El Pitazo